Adicción digital

En pocas palabras

La adicción digital es una dependencia dañina de los medios y dispositivos digitales como teléfonos inteligentes, videojuegos y computadoras. Puede provocar problemas como aislamiento social, ansiedad, depresión y problemas académicos o profesionales. La adicción digital es un problema real y creciente, especialmente entre los jóvenes. Puede manifestarse de muchas maneras diferentes, como el juego excesivo, el uso de las redes sociales o la navegación por Internet. La adicción digital puede tener un impacto negativo en la salud física y mental, las relaciones y la productividad.

Si crees que tú o alguien que conoces puede estar luchando contra la adicción digital, hay recursos disponibles para ayudarte.


Profundicemos más

Sus ojos están vidriosos, a veces llorosos, aunque no está triste, y su visión se ha debilitado significativamente. Tu espalda está encorvada, descuidas tus obligaciones, socializar y otras actividades, pero sigues mirando la pantalla y simplemente, no puedes parar. Si pasas tanto tiempo usando tu teléfono celular, computadora, plataforma de juegos o cualquier otro dispositivo, y afecta negativamente tu salud, trabajo, finanzas o relaciones, ¿se puede considerar una adicción? Los expertos dicen que sí.

Las investigaciones han demostrado que la dopamina (la hormona de la felicidad y el placer) se libera en el cerebro durante el uso de Internet, y que esta sensación aumenta con el uso excesivo. Sin embargo, a pesar de que te sientes poderoso y dominante en ese momento, se necesita muy poco para “caer”: puede suceder tan pronto como te desconectes de la red. Estas personas se sienten deprimidas, irritables, ansiosas y experimentan otros síntomas de cambios repentinos de humor.

Hay una serie de cosas que las personas pueden hacer para prevenir y superar la adicción digital. Estos son algunos consejos:

  • Establezca límites en su tiempo frente a la pantalla y cúmplalos.
  • Tómate descansos de la tecnología a lo largo del día.
  • Evite el uso de tecnología antes de acostarse y por la mañana.
  • Encuentre otras actividades para disfrutar, como pasar tiempo con sus seres queridos, hacer ejercicio o dedicarse a pasatiempos.

Es importante tener en cuenta que la adicción digital aún no es un diagnóstico de salud mental reconocido en el Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (DSM-5). Sin embargo, cada vez hay más investigaciones sobre el tema, y cada vez está más claro que la adicción digital puede tener un grave impacto en la vida de las personas.


Enlaces de interés

La Asociación Americana de Psicología (APA, por sus siglas en inglés) sobre la adicción a Internet

El Centro de Tecnología Humana